November 21, 2018

¡SACRILEGIO!: HAN ROTO LA COSTILLA DE EVA

Por Antonio Ilustre.

Y de la costilla que Dios tomó del hombre, hizo una mujer y la trajo al hombre (Génesis 2:22)

La Biblia comienza mal pues comienza con un machismo tan desaforado que, despreciando a la biología, se atreve a propalar que es el Hombre quien da a luz, concretamente a esa luz oscura que, para los escribas, es la Mujer. Con sentencias divina de este calibre, ¿quién se extraña de que el Macho lleve varios milenios tratando de recuperar su costilla? Vano intento que, ante su imposibilidad física, produce en los Machos una frustración –una más- que suele degenerar en violencia.

Es justamente lo que debió gruñir la jauría de fachas que atacaron a nuestra compañera Kutxi durante las fiestas del distrito madrileño de Arganzuela. Seguro que anhelaban arrancarla sin anestesia su costilla pero, siendo colegas ideológicos –y puede que orgánicos- de Billy el Niño, sabían que el famoso torturador ya lo intentó con Kutxi pero sin conseguirlo. “Pues si el Maestro fracasó –cogitaron los fachas- no le vamos a enmendar la plana; no amputaremos pero sí vamos a romper la costilla a esta viejecita peso pluma”. Dicho y hecho, patada voladora y costilla rota: “Maestro, va por usted, completando tu trabajo, te hemos vengado”.

Al parecer, el sicario directo es un macarra de 48 años ya identificado por la Policía. Evidentemente, ahora debe estar procesado por los delitos de agresión física con desprecio de edad y de sexo y abuso de fuerza, escándalo público, asociación de criminales, desacato a la autoridad –la fiesta estaba presidida por un cargo electo- y etcétera. Delitos todos ellos resumibles en terrorismo con agravante de odio. Vamos, que los cientos de años que les han caído a los chavales de Altsasu se van a quedar cortos. ¿Evidentemente detenido y procesado?… bueno, no tanto porque el sujeto y su manada están sueltos por las calles.

¿Cómo es posible semejante injusticia? En parte porque el sayón de marras ha declarado que ¡el agredido fue él! Un desecho de gimnasio marcial contra una señora que puede ser su madre y que pesa menos que su pezuña voladora. Pero esa misma equidistancia que preside ese grotesco video en el que dos soldados enemigos en la batalla del Ebro se abrazan como si los vencedores y los vencidos compartieran el mismo resultado de la guerra, ahora se disfraza de riguroso procedimiento judicial.

El Macho actual sigue sin reconocer que la costilla primigenia no es suya sino de Eva. Por ello, les recomendaría ‘menos Biblia y más sabiduría popular’. Que se olviden de las costillas femeninas. ¿No saben aquello de “a quien regala y quita, el Diablo le visita”? Esos machotes que invadieron la pacífica fiesta de la Arganzuela con el claro propósito de romper huesos preferiblemente de las izquierdistas, no son gente del pueblo puesto que no respetan ni los refranes patrios. No son ni siquiera caballeros puesto que -salvo por error u omisión-, los legionarios llamados caballeros, no suelen agredir a mujeres y menos a ancianas.

Mientras el frustrado y violento bandolero que rompió la costilla de Kutxi siga suelto, esa costilla de nuestra compañera simbolizará la continuación del feroz machismo que delata la primera imputación que sufrió el cuerpo femenino -por ende, ese sicario merece un castigo bíblico-. Porque sabemos que Dios charlaba a menudo con Adán pero, ¿acaso Dios preguntó a Eva si quería nacer de un hueso macho? Bizantinismos aparte, hoy Kutxi es Eva y no podemos permitir que los fachas en jauría rompan impunemente la costilla de Eva.

 

Leave A Comment